Santuario de Roza Bal: La Tumba de Jesús

 

Santuario de Roza Bal: La Tumba de Jesús

En la zona de Khanyar, en Cachemira (India), en el centro de Srinagar, hay un antiguo santuario: un modesto edificio de piedra con un tejado inclinado tradicional cachemir de varios niveles y una cúpula hexagonal verde.

Conocido como Roza Bal -roza significa tumba, la palabra bal significa lugar-, el santuario es el lugar de enterramiento de Yuz Asaf, un predicador musulmán medieval y otro santón musulmán llamado Mir Sayyid Naseeruddin. Pero un número creciente de personas cree que se trata en realidad de la tumba de Jesús de Nazaret.

Santuario de Roza Bal: La Tumba de Jesús 1
Crédito de la foto: Indrajit Das/Wikimedia Commons

La idea de que Jesús sobrevivió a la crucifixión y emigró a la India para vivir el resto de su vida en el verde valle de Cachemira, en el norte del país, fue expuesta por primera vez por Mirza Ghulam Ahmad, fundador del movimiento Ahmadiyya.

Ahmad encontró en el santuario tallas rupestres que mostraban los pies de Yuz Asaf con heridas de crucifixión o alguna lesión similar. Ahmad creía que Yuz Asaf no era otro que el propio Jesús. Interpretó el nombre Yuz como Jesús y Asaf como «reunir» en hebreo. Así, Yuz Asaf se convirtió en «Jesús el recolector». Ahmad encontró incluso una validación en el propio Corán. Refiriéndose al versículo 23:50, que dice «Les… preparamos una morada en una parte elevada de la tierra, siendo un lugar tranquilo y seguro, y regado con manantiales corrientes», Ahmad dijo que la descripción se aplicaba muy adecuadamente al valle de Cachemira.

En 1899, Ahmad escribió un tratado en urdu titulado Masīh Hindustān Meiń (Jesús en la India), donde expuso su teoría. Este tratado sostiene que Jesús, tras sobrevivir a la crucifixión, se alejó discretamente de la jurisdicción romana, iniciando su viaje desde Jerusalén y atravesando Nisibis y Persia. Finalmente, llegó a Afganistán, donde se encontró con tribus israelitas que se habían asentado allí siglos antes tras escapar de las garras de Nabucodonosor. Posteriormente, viajó a Cachemira, donde ciertas tribus israelitas también habían establecido una comunidad. Jesús residió allí hasta su fallecimiento a la edad de 120 años.

Contrariamente a otros autores que sugieren similitudes entre las enseñanzas budistas y cristianas, así como entre las vidas de Jesús y Buda recogidas en sus respectivas escrituras, Ghulam Ahmad sostiene que Jesús llegó a la India después de la crucifixión. Según su afirmación, los budistas incorporaron posteriormente elementos de los Evangelios a sus escrituras. Sostiene que Jesús también transmitió sus enseñanzas a los monjes budistas, algunos de los cuales eran originalmente judíos, y éstos lo aceptaron como una manifestación de Buda, el «maestro prometido», mezclando sus enseñanzas con las de Buda.

Santuario de Roza Bal: La Tumba de Jesús 2
La tumba de Yuz Asaf. Crédito de la foto: Indrajit Das/Wikimedia Commons

Los historiadores serios ignoran en gran medida la teoría de Ahmad, pero muchos musulmanes locales de Srinagar creen sinceramente que Jesús está realmente enterrado en Roza Bal. Yuz Asaf no es un nombre árabe ni musulmán, sino hebreo, dicen. También señalan que la tumba está orientada de este a oeste, una dirección tradicionalmente judía, y no hacia la Qibla, como sería el caso de la tumba de un musulmán.

Para muchos otros, sin embargo, es una blasfemia sostener que Jesús está enterrado en cualquier lugar de la faz de la Tierra.

«Esta es la tumba de un santo musulmán. Está claramente escrito en nuestro libro sagrado, el Corán, que Jesús fue ascendido al cielo, a Dios. Sin embargo, los qadianis y mirzais (términos despectivos para referirse a los miembros de la secta musulmana Ahmadiyya) que afirman que ésta es la tumba de Jesús son falsos. Ningún musulmán del mundo cree que Jesús esté enterrado aquí ni en ningún otro lugar del planeta», dijo un habitante local a The Citizen.

Según algunos, el mito está fomentado por los comerciantes de la zona, que siguen difundiéndolo porque atrae a los turistas. En 2007, el popular autor indio Ashwin Sanghi escribió un thriller titulado The Rozabal Line (La Línea Rozabal) en el mismo estilo que la obra de Dan Brown El Código Da Vinci, inspirando a muchos lectores a visitar el santuario de Roza Bal. La afluencia fue tan grande que hubo que cerrar temporalmente la tumba a los visitantes.

En un esfuerzo por disipar el mito, los lugareños han instalado ahora un tablón de anuncios que cita versículos del Corán y de la Biblia para desmentir que Cristo esté enterrado en el lugar.

Santuario de Roza Bal: La Tumba de Jesús 3
Crédito de la foto: Indrajit Das/Wikimedia Commons

Referencias:



Suscríbete a la web por correo electrónico

¡Si no te quieres perder nuestras actualizaciones deja que te avisemos por correo electrónico! Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

¿Nos cuentas algo? :)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.