Días de nieve en Baqueira Beret

 

Días de nieve en Baqueira Beret

Los meses de frío son ideales para escapar a la montaña, visitar la nieve y, por supuesto, practicar esquí, un deporte que cuenta con muchísimos seguidores, pero que depende por completo de los caprichos de la meteorología. Por desgracia, el esquí solo se puede practicar cuando hay nieve, algo que únicamente se da unos cuantos meses al año.

Si nunca te has lanzado ladera abajo, no está de más que pruebes la experiencia, al menos, una vez. Una opción es practicar el esquí en Baqueira con Esquiades.com. Baqueira es uno de los lugares más emblemáticos de la Vall d´Aran con sus más de 100 kilómetros de pistas; un buen lugar para empezar en la aventura del esquí, un deporte que todo el que lo prueba, quiere repetir. Baqueira es uno de los puntos neurálgicos de la temporada de nieve, por lo que hay una gran variedad de alojamientos y cuenta con muchos locales de restauración y ocio. En Baqueira dispondrás, también, de guarderías para que tener hijos pequeños no sea una excusa para no ir a la nieve.

Ni que decir tiene que en la estación de Baqueira encontrarás escuelas de esquí, para que aprendas los conceptos básicos y vayas cogiendo soltura hasta que, en unos cuantos días, te conviertas en un gran esquiador.

A la hora de organizar tus viajes a la nieve puedes utilizar el buscador Esquiades.com, una web de referencia para los amantes de la nieve y para aquellos que se quieren iniciar en este deporte. Es el lugar perfecto en el que encontrar los mejores viajes y los mejores precios para que prepares un viaje a la nieve que se quedará para siempre en tu recuerdo.

Qué necesitas para esquiar

Si aún no te has estrenado en el mundo del esquí, es posible que te encuentres perdido y sin saber por dónde tirar. No te preocupes porque, a continuación, te vamos a contar qué es lo que necesitas para poder practicar este bonito deporte.

  • Ropa para esquiar: casi todos los deportes exigen una vestimenta y un equipamiento específico, y el esquí no iba a ser menos. Toda la ropa que vayas a utilizar debe ser de abrigo, ya que, en la nieve, como bien has imaginado, hace mucho frío. Necesitarás un buen casco para proteger tu cabeza de los golpes en el caso de que te vayas al suelo. Necesitarás unas gafas para que te protejan la vista del reflejo del sol en la nieve, y no, no valen unas gafas de sol convencionales. Unos guantes para el frío y para evitar heridas en las caídas. También tendrás que vestir un abrigo y un pantalón que te protejan del frío y que te den la movilidad suficiente como para esquiar con comodidad. Por supuesto, no pueden faltar ni las botas ni los esquís. Por último, no olvides aplicarte crema solar en la cara o llegarás al hotel con la cara roja, y no precisamente de la vergüenza.
  • Esquís: o ¿cómo pensabas esquiar si no?
  • Forfait: es el abono que te permite utilizar los remontes, los telesillas con los que subirás a la parte alta de cada pista.

Si ves que necesitas muchas cosas, tampoco te agobies porque puedes alquilar todo el equipo in situ.

Tipos de pistas de esquí

Las pistas de esquí se dividen en cuatro tipos diferentes. La clasificación de las pistas se hace en base a la dificultad que presentan para que los deportistas puedan esquiar por ellas. Estos son los tipos que hay:

  • Verde: son las pistas más fáciles. Los principiantes deben empezar a manejarse en el mundo del esquí en este tipo de pistas que tienen una pendiente comprendida entre el 10% y el 15%. Son muy anchas, por lo que cualquier esquiador puede manejarse por ellas con tranquilidad.
  • Azul: un paso más allá de las pistas verdes encontrarás las pistas azules, en las que ya se va complicando más la cosa debido al desnivel que presentan, comprendido entre el 15% y el 40%. Son pistas anchas que no presentan mayores dificultades que la pendiente por la que descenderán los esquiadores.
  • Roja: para bajar por estas pistas ya hay que tener un gran control de los esquís. No solo cuentan con un desnivel superior al 40%, sino que son más estrechas y pueden albergar trampas como cambios de rasante y montículos de nieve que dificultan el descenso, sobre todo, teniendo en cuenta la velocidad a la que se baja por ellas.
  • Negra: es el tipo de pista más difícil de todos. Solo los esquiadores con experiencia y destreza deben descender por las pistas negras, que superan el 50% de pendiente y suponen un reto por la cantidad de dificultades que pueden aparecer en ellas.

Si es tu primera experiencia en la nieve está bien que pruebes en las pistas verdes y que vayas cogiendo soltura. Si ves que dominas la situación, puedes probar a descender por una pista azul, pero se desaconseja que bajes por las pistas rojas y negras, ya que podrías hacerte mucho daño. Ten paciencia y ve evolucionando poco a poco, ya verás como disfrutas del esquí. ¡Querrás volver enseguida!

Travelers' Map is loading...
If you see this after your page is loaded completely, leafletJS files are missing.
¡NO TE LO PIERDAS!
Suscríbete al boletín

Recibe información de calidad sobre viajes y equipo para tus aventuras

Invalid email address

¿Nos cuentas algo? :)

A %d blogueros les gusta esto: